El heatmap o mapa de calor ofrece una representación gráfica de la fuerza relativa de las principales divisas con respecto a otras, codificando mediante colores toda la información del mercado obteniendo así una visión general de todos los pares negociados en Forex. Esta herramienta es útil para tener una perspectiva global de mercado para ajustar nuestras operaciones. Por ejemplo, si queremos vender el par USDJPY esperando que el USD se debilite pero observamos que otros pares relacionados con el USD indican cierta fortaleza del billete verde, quizás vender USDJPY no sea una buena decisión. Con el Forex Heatmap es posible filtrar nuestras entradas y operar con más confianza.