En esta ocasión tenemos el placer de entrevistar en X-Trader.net a buen amigo como es Jesús Gabriel Illescas. Para los que no le conozcáis, Jesús fue el fundador de TradingSystemClub junto con Rupertacho y Raúl Gallardo. Tras su paso por GPM, Jesús se ha incorporado recientemente como trader de petróleo a una firma española.

X-Trader (XT): Hola Jesús, lo primero la pregunta de rigor, ¿cómo te dio por meterte en esto del trading? ¿No hubieses preferido dedicarte a la cría de gallinas mejor?

Jesús Illescas (JI): Jaja, la verdad no es mala idea lo de criar gallinas, por lo menos ponen un huevo al día cada una, mientras que en el trading no sabes lo que te va a deparar la jornada :D. Empecé en el mundo del trading de la mano de un libro de uno de los supuestos gurús del trading español. Un libro más motivador que formador, que me llevó a operar directamente futuros americanos. Con 23 años ya estaba enfrentándome al E-mini S&P 500 desde mi casa. Por entonces estaba preparando oposiciones a Inspector de Hacienda y era la distracción perfecta operar unas horas al día.

Un buen día me llegó un email de la plataforma con la que operaba invitándome a aprender a programar. Así fue como empecé, solo y de manera completamente autodidacta en el maravilloso mundo del trading algorítmico. Posteriormente me fui acercando a los círculos en los que se habla de lo “nuestro”, conocí tu blog, asistí a mis primeras ponencias de la competición Robotrader y dos años después ya había montado mi primera startup dedicada al estudio, desarrollo e implantación de sistemas de trading algorítmico.


XT: ¿Cómo definirías tu estilo de trading?

JI: Mi estilo actual de trading es claramente intradiario y basado en el espacio de futuros. Es un tipo de trading más intensivo en tiempo y menor en capital necesario. Intensivo en tiempo por las horas que dedicas a crear estrategias. Y menor en capital por las bajas garantías con las que puedes mover mucha cantidad de contratos. Además, me siento cómodo cerrando todas las posiciones tan apalancadas por la noche. He operado también swing trading con estrategias tipo mean reversión en ETFs pero actualmente ya no lo hago.    

Soy de los que opina que con un solo estilo de trading no se puede ganar dinero de manera consistente. Hay que operar distintos estilos y lógicas, es por ello por lo que actualmente me estoy formando en la operativa con opciones. Estoy ya haciendo mis primeras operaciones. Me atrae la idea de beneficiarme del posible no movimiento del precio con estrategias tipo delta neutral, creo que puede complementar muy bien mi trading actual.


XT: ¿Trading automático, discrecional o ambos? ¿Por qué?

JI: Realmente opino que lo que sea más eficiente. Si tu sistema es en base diaria o semanal y entra a la apertura/cierre o a unos puntos claros que te permiten colocar las órdenes no veo problema en operarlo a mano. Para operativa intensiva intradiaria como la que hago yo, sería impensable no tenerla automatizada. Los sistemas no piensan ni dudan, actúan y reaccionan mucho más rápido de lo que somos capaces de hacerlo las personas. Aunque la automatización plena no existe, siempre hay incidencias y hay que entrar o salir a mano para corregir posiciones. Poco a poco pules estos detalles, pero aun así siempre hay que tener un ojo puesto en la operativa.

Lo que sí tengo claro es que ya sea a mano, o de manera discrecional siempre hay que tener un sistema validado con un buen backtest basado en unos datos de calidad. El sistema que operes debe pasar unos procesos de calidad dejando parte del histórico fuera de muestra para poder invertir un céntimo en él. Esta parte es fundamental, no concibo una operativa basada en la intuición, sin reglas definidas, sin una ventaja previamente medida, pero, sobre todo, sin saber cuánto riesgo corres operándola.   


XT: ¿Cuáles serían las estadísticas de tu sistema ideal?

JI: El mejor estadístico de todos es una buena curva de equity, lisa y con muchos trades, que llegue al cielo. También es muy importante que tenga una zona robusta amplia. No hay muchos estadísticos que midan esto, de hecho, en años venideros tendré que crear algunos. Mi punto de partida serán los que nombra Howard Bandy en sus libros, el Terminal Wealth Relative (TWR) de Ralph Vince y el Compound Annual Rate of Retum (CAR) a un % de confianza.

Que el sistema sea sencillo (que no simple), es decir, tenga pocos grados de libertad. A ser posible menos de 5 para que el sistema se pueda adaptar al futuro.

Además, me gusta que tenga un SQN (System Quality Number de Van K. Tharp) superior a 3 y un Beneficio Medio por Operación (BMO o avg. trade.), por lo menos de 2 veces comisiones más 2 ticks del mercado en que se opere para poder considerarlo.


XT: ¿En qué mercados y productos operas habitualmente?

JI: Opero sobre todo futuros de energía: crudo, gasolina y gasoil.  También futuros sobre los índices americanos, principalmente el E-mini S&P 500 y algunas commodities como el futuro del Lean Hogs. Recientemente opciones sobre ETFs conocidos y líquidos: SPY, QQQ, TLT, GLD, USO, etc.


XT: Cuéntanos un poco acerca de tu equipo y el software que utilizas tanto para el desarrollo de sistemas como para ejecutarlos.

JI: Opero y desarrollo mis sistemas en servidores VPS. Me gusta abstraerme de la máquina física y tener todo en un entorno controlado y cerca de los mercados cuando se transmiten las órdenes. Esto conlleva más trabajo de infraestructura, pero a la larga compensa.

En cuanto a plataforma, no me caso con ninguna. Creo que es importante conocer las limitaciones de todas y no centrarte solo en una. De esa manera no te entristeces cuando desaparece o cambia la versión a una mucho peor. He operado mucho tiempo con Tradestation, pero actualmente opero con MultiCharts, muy versátil y rápida. No obstante, estoy explorando otras posibilidades como AmiBroker para operar otros tipos de sistemas.    


XT: ¿Cómo es la vida de un trader de petróleo? Cuéntanos un poco sobre tu día a día.

JI: Mi día a día actual es un reto. Trabajar en una empresa de energía ha cambiado por completo mi manera de concebir los mercados. Ahora empleo los mercados de maneras distintas a las que habitualmente había hecho, que básicamente era para especular. Crear modelos de coberturas y de control de riesgos en varios mercados me ha hecho crecer mucho profesionalmente. Es una suerte dedicarte a lo que te gusta en un entorno en el que poder aprender cada día más. Además, los mercados de commodities en general y los derivados de la energía en particular, tienen mucha volatilidad lo que hace que mi trabajo, lejos de ser aburrido, no sea apto para cardíacos.   


XT: ¿Cómo controlas el riesgo en tu trading? ¿Tienes algún protocolo para afrontar situaciones de crisis?

JI: El control del riesgo es la parte fundamental de todo trader. Siempre he creído que es tan importante generar capital, como conservarlo.

La primera parte del control del riesgo la aplico sobre cada sistema, en el que tengo definidos los riesgos que corro operando individualmente cada sistema. Cada cierto tiempo y número de trades voy analizando la desviación que tiene el rendimiento en real sobre el sistema modelado. Siempre teniendo en cuenta unos porcentajes de degradación esperables. Además de este control individual también hay que controlar el riesgo del Portfolio de Sistemas que operas haciendo un proceso muy parecido al de cada sistema individual. Por último y como precaución hay que examinar periódicamente los mercados que operas para ver en qué estado se encuentran de volatilidad y tendencialidad. Básicamente lo que tienes que probar es que estás operando lo mismo que en el pasado y la dinámica del mercado no ha cambiado. Si tu Portfolio está bien hecho debería aguantar bien los cambios habituales en la dinámica normal del mercado. También miro más cosas como los fundamentales que puedan afectar el activo, si el futuro está en contango o backwardation, etc. Pero para un inversor retail los dos primeros controles del riesgo son más que suficientes.

Otra cosa distinta son las situaciones de crisis. Tengo un protocolo bien definido en esta materia. Yo distingo entre los macro eventos previsibles y los no previsibles. Un macro evento previsible es, por ejemplo, unas elecciones en USA. Los días de macro evento previsible sencillamente no opero, apagando los sistemas. De esta manera evito sustos. Otra cosa bien distinta es un macro evento no previsible, como puede ser un atentado. Por suerte no he vivido muchos de estos. Lo que hago es salir ordenadamente de las posiciones que tengo abiertas y apagar los sistemas que aún no han entrado. La idea que subyace detrás de todo esto es tratar de evitar largas colas en las distribuciones de rendimientos que suelen producirse en tu contra en una situación de este tipo. Conozco a más de un gestor que partió por la mitad el capital de su fondo el día del referéndum del Brexit. Hay que evitar esto a toda costa.


XT: ¿Cuál es tu algoritmo de gestión monetaria preferido?

JI: Uno de mis grandes maestros me enseñó que aplicar cualquier tipo de gestión monetaria que suponga estar a la izquierda de la f óptima era perfectamente correcta. Partiendo de la base (y en este punto me remito de nuevo a mis maestros en el trading) de que lo que te hace ganar dinero de verdad en el trading es la gestión monetaria por lo que hay que tomarse esta gestión muy en serio.

Esto se debe a que los retornos medios de los sistemas son muy discretos. Es por tanto necesario potenciarlos mediante una adecuada gestión monetaria. Uno de los mayores secretos que me han enseñado en el trading es que el éxito está en el retorno compuesto. Muy poca gente que conozco llega a este punto, ni siquiera a una correcta ponderación de los pesos en un Portfolio. Si se dieran cuenta de la importancia de estos dos elementos le dedicarían un tercio del tiempo, que es lo que te lleva calcularlos.   

Yo utilizo una variante del Fixed-Ratio para luego pasar a un Fixed-Fraction, para conservar más que exponenciar el rendimiento. Si tuviera que dar un buen consejo en esta materia sería que una vez que alcances rendimientos de tres cifras haciendo gestión monetaria agresiva, te replantees poner todo el Portfolio a una unidad de riesgo para olvidarte y conservar lo ganado. Si continúa la racha seguirás exponenciando tus rendimientos habiendo hecho una buena caja. Nunca te arrepentirás de tomar una decisión prudente.   

Jesús Illescas Operando Futuros
Jesús Illescas operando futuros desde su terminal



XT: ¿Qué pasos sigues a la hora de diseñar una estrategia de trading? ¿Algún consejo o truco especial para mejorar los resultados de un sistema?

JI: Hay que partir de una idea, de una ineficiencia que hayas observado en el mercado. Es para ello que creo lo que yo llamo Investing Models, modelos que tratan de separar el ruido de la señal. Estos Modelos de Inversión son en los que baso después los algoritmos que tratan de explorar la ineficiencia encontrada. Es tan importante el algoritmo como la idea que subyace debajo de él. Incluso una sola idea puede ser explotada desde muchos puntos de vista.

Una vez que tienes la idea y el/los algoritmos que explotan la ineficiencia, viene la aplicación de filtros que tratan de mejorar el conjunto. Con carácter general tienen que mejorar un 5%-10% el conjunto, si no, no los aplico. Cuando tienes el algoritmo con todos sus elementos empieza el trabajo de validación y pruebas de robustez del Sistema. Esta parte lleva bastante tiempo y no hay que obsesionarse con ella. Lo perfecto es enemigo de lo bueno. Los Sistemas tienen que adaptarse al futuro y deben ser sencillos (que no simples). Conozco mucha gente obsesionada con esta parte que nunca llega a operar en real.

La siguiente parte es muy importante, y es la prueba en real con pocos contratos. Hace falta mucha experiencia para poder medir el deslizamiento y el comportamiento deseado en un sistema. En esta parte te das cuenta de cosas que le pueden ayudar. Después llega el paso final de incorporarlo en tu operativa.

Como en la mayoría de procesos creativos no hay trucos ni consejos generales que pueda dar. En este punto me encanta la frase de Picasso que dice "la inspiración existe, pero tienen que encontrarte trabajando".


XT: ¿Qué es lo que más te gusta del trading? ¿Y lo que menos?

JI: Lo que me encanta del trading es el trabajo creativo, las distintas posibilidades que ofrece de abordar un mismo problema y ver cómo mis sistemas se enfrentan al mercado día a día.

Lo que menos me gusta es el trabajo de preparación de datos y entornos de desarrollo, los dobles y triples checks para verificar que todo lo que haces se ajusta a la realidad. Se tiene que invertir mucho tiempo en no hacerse trampas al solitario.


XT: ¿Qué opinas del impacto de la psicología en el trading?

JI: Mi opinión es que, aunque los sistemas de trading mitigan el impacto de la psicología, sigue jugando un papel muy importante en el día a día de un trader. Los mercados no son para cualquiera. Hace falta una estabilidad mental para poder enfrentarse a ellos. Mis consejos en este aspecto siempre son los mismos:

  • Ten claros los límites con los que dejas de operar.
  • Mantén tus costes al mínimo.
  • Fórmate con gente que opera lo que enseña, pero, sobre todo …
  • ¡Juega dinero que puedas perder sin arrepentirte!



XT: Todo trader se ha arruinado alguna vez o ha pasado por un momento realmente difícil, en el que ha estado a punto de perder hasta la camisa. Cuéntanos cómo fue ese momento en tu caso.

JI: Cuando comienzas a operar en real es cuando te llevas los primeros sobresaltos. Esto se debe a la falta de experiencia. Tienes más valor que conocimiento y esto pasa factura. En los primeros gateos en los mercados pagas el precio de ser novato.  

Pero, como en la vida real, este no es el momento más peligroso. El momento más peligroso es cuando te crees que sabes, te confías y... ¡zas! El mercado te recuerda quién es el que manda.

Un ejemplo que siempre pongo de este momento de máximo peligro es el del niño cuando aprende a nadar. El momento más peligroso no es en sus primeras brazadas, cuando se lanza por primera vez y le estás observando todo el tiempo. Nada le va a pasar. El problema viene cuando el niño se confía, se cree que sabe, se lanza solo a nadar y tiene un susto. Además, como se cree que ya sabe, no ha advertido a nadie que se ha lanzado a la piscina. Ese es el momento verdaderamente peligroso. Lo mismo pasa en el trading.

Ese momento nos ocurrió cuando ya teníamos la Startup. Teníamos nuestros primeros servidores con los Sistemas bien analizados y en automático. Fue en la primera crisis de China, en agosto de hace unos 3-4 años. Como ya nos creíamos profesionales íbamos bien cargados y se juntó la tormenta perfecta. De repente, todas las posiciones que teníamos abiertas se dieron la vuelta. Todos los sistemas entraron y se pusieron en contra. El resultado en la cuenta no fue agradable.
Ese momento es en el que más he aprendido de riesgos en toda mi vida. Mi manera de concebir el trading cambió. Desarrollamos nuevos protocolos y estadísticos para minimizar el impacto de un día así. Y sobre todo acuñamos la frase de "hay que vivir para contarla", para calcular máximos riesgos y posicionamientos.

Hay que tratar al mercado con el mismo respeto que un marino habla de la mar. Es envidiable la humildad con la que hablan, llega a la veneración en muchos casos. Solo ellos, como nosotros los traders, entendemos la sensación de estar a merced de algo que tiene más fuerza que tú, que todo te lo da y te lo puede quitar. Nuestra mar son los mercados y mi sensación ante ellos es exactamente igual. Siempre hablando bien de ellos, con humildad y jamás perderlos de vista, aunque sea con rabillo del ojo.


XT: ¿Qué proyectos tienes para el futuro inmediato?

JI: Tras mi paso por GPM Sociedad de Valores, donde dejo buenos amigos y grandes profesionales y donde he aprendido mucho, mi proyecto más inmediato es adquirir todas las competencias necesarias para afrontar mi nuevo puesto de trabajo en el Sector de la Energía. Como decía anteriormente, este nuevo trabajo ha supuesto nuevos retos profesionales para mí y voy a tratar de aprovechar al máximo la oportunidad.

Para un presente inmediato, más que un futuro, me replanteo seguir con mi plan de formación personal. Este plan incluye convertirme en un científico de datos, mejorando mi Python y R, además de luchar por ser CAIA en 2021. La formación y el reciclaje continuo es fundamental.

Otra cosa que me tiene ilusionado para un futuro es la operativa en opciones que estoy diseñando y mi nueva cartera de futuros en barras temporales que no incluyen el tiempo en su formación.


XT: ¿Cómo te ves dentro de 10 años en tu relación con los mercados financieros?

JI: El largo plazo es muy complicado. Lo único que espero en el futuro es seguir ilusionado con la profesión que tengo hoy.


XT: ¿Cuáles son tus películas y libros de trading favoritos?

JI: En cuanto a las películas me encantan los clásicos. Por ejemplo Wall Street con su " … a Herradura Azul le gusta Aceros Anacott…" o " … si quieres un amigo, pues cómprate un perro ...". Otra película que me marcó fue Margin Call, que tiene la famosa escena cuando Jeremy Irons dice "… Hay tres maneras de ganarse la vida en este negocio: ser el primero, ser el más inteligente o hacer trampas". ¡Maravillosa!

Desde luego, el que ha vivido algún tiempo entre Gestoras y Sociedades de Valores en Madrid, como yo, ha presenciado escenas que le recuerdan vivamente al cine y son dignas de un Óscar. Con la diferencia de que las emociones son reales y las consecuencias de los diálogos pueden afectarte en primera persona.

En cuanto a libros no sabría por dónde empezar. He leído mucho, y aún me queda un mundo por leer. Os recomiendo Quantitative Trading Systems: Practical Methods for Design, Testing, and Validation de Howard Bandy por contener una gran visión de muchos aspectos del trading. Otro más complicado de encontrar, pero que me gustó especialmente fue Trading as a Business de Charlie F. Wright. Define muy bien el negocio del trading y comparto su visión de los tres tipos de mercados que contiene.


XT: Danos una recomendación especial para los lectores de X-Trader.net.

JI: La recomendación principal que daría a los lectores de X-Trader es la de "mantenerlo simple". Muchas veces nos metemos en grandes charcos sin resultados concretos y sin saber muy bien a dónde queremos llegar. Ten claros tus objetivos y busca el camino más corto para alcanzarlos.


XT: Tus pensamientos finales sobre el trading y la despedida de rigor.

JI: Muchas veces me han preguntado qué es el trading, ¿será una profesión, será una ciencia, o más bien una disciplina o incluso un arte? En mi estado actual creo que tiene parte de todo lo anterior.

Es una profesión, porque si no te consagras a ella en cuerpo y alma jamás alcanzas un nivel de competencia suficiente.

Es una ciencia, por la cantidad de conocimientos de distintas áreas has de emplear en tu día a día. (estadística, matemáticas, econometría, programación, etc.).

Es también una disciplina, ya que la única manera de aprender es practicándola operando con dinero real.

Y, por último, también es un arte, ya que hay que tener cierta gracia y mano en la manera de hacer trading,

Por otro lado, el trading es una actividad solitaria, en la que pasamos muchas horas solos delante de un ordenador tratando de batir a mercados cada vez más eficientes. Por ello, mi despedida está dedicada a mis compañeros traders, para darles aliento en sus malas rachas y recordarles que hay que ser humildes en las rachas ganadoras. A todos ellos les deseo suerte, buen trading y, ¡al toro!

 

Saludos,
X-Trader