Entrevista a Predator75

Tras las fiestas navideñas, arrancamos 2020 entrevistando a nuestro usuario Predator75, creador del Darwin MDU.

X-Trader (XT): Hola Jon Ander (Predator75), cuéntanos algo sobre ti, una breve biografía sobre tu relación con el trading. ¿Cómo te da por meterte en esto del trading en los mercados financieros?

Predator75 (PRD): Descubrí este mundillo muy joven, con 17 años. Recuerdo ver por casualidad una serie de videos en YouTube sobre lo que era el Ibex, y el concepto de comprar y vender Ibex. Me enganché y seguí investigando. Un amigo de mi ex y yo fuimos a la biblioteca a buscar un libro de análisis técnico. La mujer de allí nos miró sonriendo para preguntar que queríamos, y le dije que estaba buscando un libro de análisis técnico de los mercados financieros. Le cambio la cara, y en un tono serio y formal dijo: -Ah sí, sígame-. Me dio la sensación de que estábamos entrando en algo importante, y eso me emocionó muchísimo. Por cierto, el libro es el famoso de John J. Murphy, Análisis Técnico de los Mercados Financieros. Totalmente desfasado para hoy en día.

Aprovecho para enviar un saludo a Álvaro, el amigo con el que fui y con el que estuve en este tema unos meses hasta que lo dejó. No sé qué será de él, si lees esto, te deseo feliz año.


XT: ¿Cómo definirías tu estilo de trading?

PRD: Dentro de un mes se cumplirán 10 años de mis inicios, y mi conclusión es que el sistema de trading es lo menos importante de todo. Si bien es cierto que si uno quiere ser puntero y un fuera de serie, debe realizar un análisis intensivo de la acción del precio y ver ineficiencias “unicornio”, es decir, descubrir una ventaja extraordinaria que le situé inmediatamente en el top, normalmente no es lo más importante. Mi estilo de trading por tanto es aburrido. El trading no debe ser emocionante, debe ser racional, aburrido.


XT: ¿Trading automático, discrecional o ambos? ¿Por qué?

PRD: A día de hoy es un error no aprovechar la oportunidad de la automatización. La automatización permite relevar las tareas simples y repetitivas, las tareas “de chinos” como dice la expresión. Es especialmente importante cuidar la salud mental en la tarea del trading, y realizar tareas repetitivas pueden mermar nuestras capacidades.

Si bien aún no pueden automatizarse algunos conceptos, de la misma forma que no puede crearse una máquina que opine sobre el valor artístico de un cuadro, tareas como recibir alertas cuando el precio cruce la media, o gestionar el riesgo por operación, son perfectamente automatizables, y simplifican mucho la operativa.


XT: ¿En qué mercados y productos operas habitualmente?

PRD: Solamente invierto en los pares EURGBP, USDCHF y USDCAD. Como decía Bruce Lee, es mejor practicar una patada mil veces que mil patadas una vez. Opino que es mejor centrarse en un par de mercados y dominarlos por completo, que ir a por todos y no hacer nada.

No obstante, este año estamos investigando el comportamiento de las criptomonedas.


XT: ¿Cómo trabajas el money management y la gestión del riesgo en tu trading diario?

PRD: Antes solamente arriesgaba el 0,5% de capital por operación. Dado que tengo una relación beneficio/perdida de 1 a 8, podía permitirme este riesgo y sacar un rendimiento razonable. Hemos apostado todo y subido al 2% por operación para multiplicar por cuatro también el potencial beneficio este año. Al fin y al cabo hemos venido a hacer dinero.

Mi gestión del riesgo es simple: coloco un stop loss y un take profit que no cambian en ningún momento. Considero que usar estrategias de stop loss dinámico es un trabajo de predicción extra en sí mismo, una variable más que se suma al caos inherente de esta actividad. Preferimos aceptar una perdida cuando se dé.


XT: ¿Qué importancia tiene la psicología en tu trading?

PRD: La psicología lo es todo, ni más ni menos. Hay infinitas estrategias por Internet, y si cualquier persona decide seguir una de ellas el tiempo suficiente, puede que hasta funcione. Intentamos complicar las cosas pensando en optimizar una estrategia que ni siquiera hemos probado, o hemos probado 3 veces. Nos liamos, como he dicho antes, moviendo el stop loss, añadiendo algún indicador de forma inocente para sentirnos más seguros, y al final fracasamos.

Gran parte del éxito en el trading se basa en aceptar nuestros fracasos.


XT: ¿Qué es lo que más te gusta del trading? ¿Y lo que menos?

PRD: Soy una persona competitiva, y cuanto más difícil veo algo, o más me dicen que no puedo hacerlo, más debo reafirmarme y conseguirlo finalmente.

Hay que ver las cosas claras, esto no es un juego de niños. No se trata de jugar a una recreativa o leer dos tutoriales por Internet. He tardado diez años en conseguir un sistema rentable. Echo la vista atrás y el trading ha estado ahí, más o menos presente, pero siempre.

Me fascina la idea del interés compuesto. Como dijo Einstein: “no hay fuerza en el universo más poderosa que el interés compuesto.” Y es cierto. Creo que desde el punto de vista matemático, no hay forma más certera de crear riqueza, y no hablo de unos cuantos millones, hablo de tener tu propio jet privado.

Lo que no me gusta del trading es su aparente simplicidad. Solo tienes que comprar barato y vender caro. Es una ilusión, un oasis que cuando intentas acercarte, se desplaza a tu mismo ritmo.

No me gusta tampoco que muchos gestores sin ninguna evidencia de sus resultados inviertan tanto dinero en crear anuncios con Ferraris alquilados. Eso es un engaño. Creo que esas prácticas perjudican a los gestores auténticos, los que podemos demostrar sin excusa lo que podemos hacer.


XT: Todo trader se ha arruinado alguna vez o ha pasado por un momento realmente difícil, en el que ha estado a punto de perder hasta la camisa. Cuéntanos cómo fue ese momento en tu caso.

PRD: “A punto de perder hasta la camisa” me parece una expresión muy acertada :). Es una sensación de incertidumbre, como cualquier inversión de tiempo. Te sientes como cualquier persona que decide abrir un negocio y empieza a pensar si está haciendo lo correcto, y qué es lo que va a hacer si sale mal.

Cuando estas en Bolsa terminas sintiendo eso todo el tiempo. Y si en un principio no sale de tí, ya se ocupará la gente de que lo sientas.

Desde pequeños, y más en las clases bajas, se nos adoctrina en una única forma de pensar. “Prepárate lo que puedas, estudia y con suerte algún día podrás trabajar para otro.” Emprender consiste en romper con este pensamiento, y es algo muy difícil. Es muy difícil pensar diferente y estar dispuesto a recibir todas las críticas, para luego seguir en tus trece. Mis padres siempre me han dicho que he hecho lo que me ha dado la gana. Creo que si eres Capricornio esta tarea es más sencilla.

Lo que quiero decir es que todo el mundo debería entender que en el trading, siempre vas a sentir que en cualquier momento vas a perderlo todo, porque no se siente como algo convencional. No estas comprando ni vendiendo camisas, sino algo totalmente abstracto. Hay meses que te va bien, otros peor, y es difícil ver el progreso, cualquier desviación de la media de resultados puede ser interpretado como “una buena racha” y no un avance real.


XT: ¿Qué lección del mercado ha sido determinante en tu camino en el trading?

PDR: Que es esencial cuantificar todas las variables. Hace falta seguir un sistema simple y hacerlo funcionar con el tiempo, a través de un diario en el que se apunten todas las operaciones, y un apartado donde se describa cómo te has sentido en cada operación, los motivos, cosas que se te hayan ocurrido, etc. Cuantificación y más cuantificación. El trading es un mar de confusión y variables, en el que hay que crear un marco de constantes para poder navegar con cautela. Cada cambio debe ser premeditado y posteriormente cuantificado. Uno debe sentirse en control dentro del caos, y la única forma de hacerlo es cuantificando.

Desde que empecé a cuantificar, podía averiguar fácilmente los posibles motivos para cada error: fallas una vez y piensas unos posibles motivos, y entonces aplicas una nueva regla para un motivo primero, y compruebas la tesis a tiempo real. Si no hay mejoría, entonces descartas ese motivo y vas al siguiente.

Si te dedicas en cambio a cambiar de estrategia cada mes y no apuntar nada, nunca vas a avanzar, porque no hay referencia.


XT: ¿Cuáles son tus películas y libros de trading favoritos?

Me encantan las películas de Wall Street 1 y 2. El Lobo de Wall Street me parece excesiva, pero como fantasía hedonista no está mal. Como decía Gordon Gekko: “La ambición, a falta de una palabra mejor, es buena. La ambición es correcta, la ambición funciona. La ambición clarifica, atraviesa y captura la esencia del espíritu evolutivo. La ambición en todas sus formas. Ambición por la vida, el dinero, el amor, el conocimiento...”

Respecto a los libros, el mítico Market Wizards de Jack Schwager me parece estupendo, porque son entrevistas a traders de éxito. Nunca leo autores que no pueden demostrar sus resultados.


XT: Actualmente gestionas el Darwin MDU con buenos resultados. ¿Qué te ha supuesto dar el salto a Darwinex como trader? ¿Qué ventajas e inconvenientes le ves?

PDR: Me parece que Darwinex es un broker transparente, y su idea ha sido genial. Los gestores podemos desarrollar nuestra actividad sin vernos obligados a desvelar nuestra metodología. El inversor, por otro lado, tiene la certeza de que los resultados que está viendo a la hora de decidir invertir su dinero en un gestor son auténticos. Como ya saben los lectores de X-Trader, en Darwinex hay diferentes notas que cuantifican datos muy importantes, como la nota de “aversión al riesgo” que puede dejar en evidencia grids y martingalas.


XT: Considerando tu trayectoria en el trading, ¿cómo te ves dentro de 10 años?

PDR: Si mis resultados siguen siendo como han sido los de este año, me veo muy lejos. Iré donde haya que ir y trabajaré lo que tenga que trabajar para llegar hasta donde pueda llegar. Uno debe aprovechar las oportunidades, y lanzarse hacia ellas con determinación. Ya tengo una empresa en el ámbito turístico, pero este año fundaré una empresa específica para mis inversiones en Bolsa y expandiremos nuestra operativa a las criptomonedas, entre otras cosas.

En definitiva, no sé dónde estaré dentro de diez años, lo que sí sé es que estos próximos diez años trabajaré de tal forma que, pasados diez años, no haya ningún posible arrepentimiento.


XT: Danos una recomendación especial para los lectores de X-Trader.net

PDR: Mi recomendacion para el lector es que si la Bolsa le ha llamado la atención, considere primero cuál es su objetivo y sea realista. Vivimos en una realidad paralela creada por los medios y la redes sociales en las que tener resultados extraordinarios es algo facil, pero es una realidad falsa. Ya sabéis, esos resultados épicos en los que el trader opera en un portatil mientras conduce en un deportivo por las calles de Manhattan. La realidad es que los resultados épicos vienen de acciones épicas, y aun asi, el resultado no esta asegurado.

En general, recomiendo al lector que si quiere invertir, espere mucho sacrificio.


XT: Tus pensamientos finales sobre el trading y la despedida de rigor

PDR: Animo a cualquier persona que esté pensando empezar en esto del trading a que lo haga. Como dice mi padre, uno debe tomar con decisión sus decisiones. Pero también debe saber que es probablemente la actividad económica más difícil que existe aunque posiblemente sea de las más rentables a largo plazo dentro de las actividades consideradas como legales.

Si la persona quiere comprometerse a pasarse un número indeterminado de años de estudio y análisis a cambio de grandes recompensas, entonces adelante con energía.

Asimismo, quiero agradecer a X-Trader la posibilidad de hablar a sus lectores y de transmitirles estas palabras, un saludo a todos. 


XT: Gracias a tí por concedernos esta entrevista, Jon Ander.

 

 



Si te ha gustado este articulo, ¡compártelo en redes!