El Bank for International Settlements ha presentado recientemente un interesante estudio acerca del impacto de las máquinas en el mercado de divisas,el cual pueden descargar haciendo click aquí. Algunas de las conclusiones de este estudio son:

* En situaciones normales de mercado los traders de alta frecuencia que participan en el mercado de divisas son beneficiosos ya que proporcionan liquidez y contribuyen a reducir las horquillas. Sin embargo, cuando las condiciones de mercado son muy volátiles, los algoritmos detienen su operativa rápidamente. Sin embargo, las máquinas vuelven rápidamente al mercado tan pronto como el mercado se estabiliza, mucho antes que los operadores tradicionales.

* Es poco probable que el trading de alta frecuencia provoque un flash crash en el mercado de divisas pero si puede ser un acelerador.

* En todo caso, los reguladores deberán tener en cuenta las implicaciones tanto en la estructura como en el funcionamiento del mercado de divisas de este tipo de operadores.

Como pueden ver los autores del estudio están tan despistados como el resto o incluso más. Quizás lo interesante del documento es la extensa bibliografía y datos que proporciona y que pueden servir para ampliar horizontes e investigar más.

En todo caso, lo que está claro es que cada vez hay más volumen negociado por máquinas en los mercados de divisas. En el estudio cifran la participación de los operadores de alta frecuencia en torno a un 25%-30%, aunque las previsiones para final de año rondan el 40% tal y como vimos en este artículo.



Si te ha gustado este articulo, ¡compártelo en redes!