Y finalmente sucedió: tras los acontecimientos en Chipre la caja de Pandora ya está abierta. Resulta curioso lo caprichoso del destino: precisamente la leyenda de la caja de Pandora procede de la mitología griega, una región en la que podemos encontrar el origen de toda esta historia. Recordemos brevemente la historia del mito:

"Cuando Prometeo osó robar el fuego que portaba el dios Sol en su carro, Zeus entró en estado de cólera y ordenó a los distintos dioses crear una mujer capaz de seducir a cualquier hombre. Hefesto la fabricó con arcilla y le proporcionó formas sugerentes, Atenea la vistió elegante y Hermes le concedió facilidad para seducir y manipular. Entonces Zeus la dotó de vida y la envió a casa de Prometeo.

Allí vivía el benefactor de los mortales junto a su hermano Epimeteo que, a pesar de estar advertido de que Zeus podría utilizar cualquier estrategia para vengarse, aceptó la llegada de Pandora y, enamorándose perdidamente de sus encantos, la tomó por esposa.

Pero Pandora traía algo consigo: una caja que contenía todos los males capaces de contaminar el mundo de desgracias y también todos los bienes. Uno de los bienes era la Esperanza, consuelo del que sufre, que también permanecía encerrada en aquella caja. Y es que, por aquel entonces, cuentan que la vida humana no conocía enfermedades, locuras, vicios o pobreza, aunque tampoco nobles sentimientos.

Pandora, víctima de su curiosidad, abrió un aciago día la caja y todos los males se escaparon por el mundo, asaltando a su antojo a los desdichados mortales. Cuentan que los bienes subieron al mismo Olimpo y allí quedaron junto a los dioses. Asustada, la muchacha cerró la caja de golpe quedando dentro la Esperanza, tan necesaria para superar precisamente los males que acosan al hombre.

Apresuradamente corrió Pandora hacia los hombres a consolarlos, hablándoles de la Esperanza, a la que siempre podrían acudir pues estaba a buen recaudo."

Pues bien la historia que estamos viviendo en estos momentos es, por desgracia, similar: se ha abierto la caja de Pandora, se ha sentado un precedente en Chipre terrible, máxime si tenemos en cuenta que realmente aún se desconocen las condiciones definitivas para los depositarios del Laiki Bank, el banco en situación más grave y que va a ser reestructurado. Según el último decreto, se contempla en una fase inicial el 37,5 % de los depósitos que superen los 100.000 euros sea transformado en acciones del banco. Pero además un 22,5% de los depósitos será "congelado" durante 90 días, plazo al cabo del cual y dependiendo de cómo vaya la recapitalización del banco, será convertido también en acciones o, en un caso poco probable, devuelto a los depositantes. Finalmente, el 40 % restante arrojará intereses como hasta ahora, pero su devolución dependerá de la evolución económica del banco. En algunos círculos se habla ya de que los depositantes quizás recuperen su dinero en el plazo de 6 o 7 años... si lo recuperan claro. Afortunadamente (léase la ironía aquí), los primeros 100.000 euros quedan exentos de la tasa, es decir la medida se aplica sobre el exceso de 100.000 €.

Posteriormente, como ya habrán visto en la prensa, vinieron los dichos y desdichos de diferentes miembros de la Comisión Europea: que si esto podía servir como "template", que si esto era un caso excepcional y no se repetiría... Lo que al final ha quedado claro es que cualquiera que tenga más de 100.000 € depositados en el banco ahora mismo es carne de cañón en cualquier país de la Unión Europea ya que se ha sentado un precedente. Y si no se encuentran vías para resolver el problema del déficit mediante impuestos y abusivos recortes, tengan por seguro que la Troika y nuestros gobernantes echarán mano de esa opción, porque ya ha sido aplicado.

Lo grave además es que ahora parece que todo el mundo se ha olvidado de que inicialmente se llegó a plantear saquear las cuentas de todos los chipriotas independientemente del tamaño de los depósitos y que esa medida llegó a pasar por el Parlamento de Chipre. Afortunadamente ningún político aceptó la medida pero, ¿y si los miembros del Parlamento hubieran sido europeístas convencidos y hubiesen hecho caso de las recomendaciones iniciales de la Troika? ¿Y si la próxima vez el Gobierno fuera más débil y pasara por el aro? El problema es que desde el momento en que se plantea que sean los ciudadanos los que deben rescatar el país y se toca aunque sea un solo euro, sencillamente se está robando directamente y sin miramientos al ciudadano. Y encima nos quieren hacer creer que es por nuestro bien y que la culpa la hemos tenido nosotros. Mientras los millonarios rusos lograron sacar su dinero durante el corralito a través de filiales rusas de los bancos chipriotas e incluso la familia del presidente de la nación logró sacar 21 millones de euros a bancos ingleses. Como siempre, no llueve igual para todos.

 

¿Quién es el siguiente?
Lo peor de todo es que esto aún no ha acabado ni mucho menos. Ya tenemos un nuevo candidato en la lista de rescates: Eslovenia. Se trata de una pequeña república de la antigua Yugoslavia que se integró en la Unión Europea en 2007 que cuenta con 2 millones de habitantes (es decir, un país cuya población total es inferior a la de Madrid capital) y cuyo PIB es casi 3 veces superior al de Chipre. Pues bien, en los últimos 3 meses la rentabilidad de su bono a 10 años ha pasado del 4.88% al 6.25%, el ratio deuda-PIB se sitúa en el 80% (si se incluyen diferentes préstamos respaldados por el Gobierno esloveno), sus bancos presentan una tasa de mora del 20% y se han comenzado a aplicar medidas de austeridad. Además sus políticos aseguran que no necesitarán rescate y que pueden salir adelante sin ayudas. ¿Les suena esta historia? A mí bastante... Y además es un país pequeño, campo perfecto para maniobras experimentales. Eso sí, si Eslovenia cayera se verían bastante afectados los bancos de Austria, Italia, Francia y Alemania.

Otros dos países que podrían verse envueltos en problemas en breve son Malta y Luxemburgo debido al sobredimensionamiento de sus sectores bancarios; en el caso particular de Malta, su ratio deuda-PIB alcanza además el 90% si se tiene en cuenta el préstamo que el Gobierno ha concedido a la energética estatal Enemalta. Además es perfecto para experimentos también porque su PIB es el más pequeño de toda la Eurozona (representa menos de la mitad del de Chipre, unos 8.000 millones de euros).

Y por supuesto no nos olvidemos de Portugal. Con la reciente sentencia del Constitucional, se añade una nueva incertidumbre a la Eurozona: que los jueces se rebelen contra las medidas impuestas desde el exterior y las declaren inconstitucionales. Veremos cómo se resuelve el problema en el país luso pero se encuentran en una situación comprometida porque tenían un margen de 1.000 millones de euros que ahora con la decisión judicial se ha esfumado. ¿Echarán un vistazo a los depósitos bancarios para compensar? Quién sabe...

 

Una reflexión final
Finalmente un último apunte al respecto: no sé si se han dado cuenta de que todos los países que están siendo rescatados coinciden con gobiernos corruptos, sobre los que casualmente se están destapando ahora mismo todas las noticias (como lo de Bárcenas, parece que ahora nos hemos enterado de algo que viene sucediendo desde hace 30 años). ¿Será una consecuencia sobrevenida por la crisis? ¿O realmente hay un plan diseñado para desestabilizar a los gobiernos que incluye lanzar a través de los medios toda la información incómoda de que se disponga?

Piensen en los gobiernos de Grecia (irregularidades estadísticas de todo tipo), Portugal, Italia (aún no han formado siquiera gobierno), Chipre (además de sacar el dinero durante el corralito, a algunos políticos se les perdonaron préstamos) y España (esto ya es un hervidero). Está claro que la corrupción ya estaba ahí pero ¿alguien se ha empeñado en destaparlo todo de forma simultánea? ¿Se persigue algún objetivo o es simple casualidad? Ya tienen debate servido para la sobremesa de esta tarde.

 

Saludos,
X-Trader