Opciones y Warrants (O Cómo Nos Engañan)

Hoy voy a tratar el tema de las opciones; como ejemplo usaré las opciones del Ibex, por ser unas de las más líquidas del ilíquido mercado de las opciones. Valgan como ejemplo para el resto de opciones que tiene nuestro mercado. Después trataré el tema de los warrants.

Doy por sentado que todos los que se animen a leer el artículo conocen los principios básicos de las opciones: qué es una put, una call, un strike y un vencimiento. Si no sabes de qué va todo ese tema, haz búsquedas en Google y podrás ver paginas que tienen cursos muy bien explicados sobre el tema, los principios básicos etc. No lo explico yo, del mismo modo que cuando explicas técnicas de trading quizás está de más explicar qué es una subasta de apertura. Es decir, obvio los principios básicos y los doy por sentados para pasar a explicar las formas de hacer dinero con las opciones.

El Principio Básico de las Opciones

A priori una opción es una apuesta que hacemos, un vamos a poner la bolita en rojo impar a ver si sale. El principio básico de las opciones es que a cambio de pagar una prima, tenemos un potencial de beneficio a priori ilimitado. Pondré un ejemplo: una put sobre el Ibex con un strike de 9800, vencimiento en febrero puede costar 120 puntos de futuro (cada punto de futuro son 10 euritos). Si el Ibex desploma hasta el 7000, por nuestra opción put recibiríamos 2800 puntos de futuro (desde 9800 hacia abajo, cada put que caiga es un punto que ganamos). Si eso sucede, nuestro beneficio es extraordinario. Pero habitualmente eso no pasa.

Es como un seguro gigantesco.

Sí, el mercado de opciones es una aseguradora gigantesca. A cambio de las primas que la gente paga, se comprometen a pagar las opciones que cumplan el precio de entrar en beneficios. Pero eso rara vez sucede, de cada 100 opciones que se venden 20 entran en beneficios que superan ligeramente el precio de entrada, otras 3 dan la campanada y el resto se pierde la prima o el precio que ha alcanzado el subyacente no compensa la prima pagada. Resultado, lo que a priori parece, es decir: que el que paga la prima tiene una pérdida limitada (el precio de la prima) y un beneficio ilimitado, y que el que cobra la prima tiene un beneficio limitado (la prima) y una pérdida potencial ilimitada, así que resulta que en realidad el que gana siempre es el vendedor de primas.

¿Y Cómo Puedo Ganar Yo con Todo Esto?

Cualquier analista, cualquier seguidor de la onda de Elliott, te dirá que deberías comprar la prima siguiendo la tendencia, que su potencial de apalancamiento es muy grande... patatín y patatán, que la pérdida es limitada. Cuentos que en general nos venden. Pero habitualmente se obvia una de las facetas mas interesantes de las opciones. Que nosotros podemos ser vendedores de opciones. Sí, sí, somos miembros del mercado de opciones, y como tales podemos vender opciones.

¿Como Actúo para Vender Opciones?

Bien bien, tú que no tienes tiempo de seguir el mercado a diario, de hacer trading, te planteas la forma de ganar dinero. Pues bien, te lo explico. Te pongo el ejemplo de opciones sobre el Ibex, con un patrimonio disponible de 6 millones. Si quieres hacerlo a más pequeña escala, plantéatelo con opciones sobre acciones que tengan futuro, facilita las cosas en casos de crisis. Bueno al tema. Yo, a un mes del vencimiento, decido vender dos opciones, una call un día que esté subiendo la Bolsa y una put un día que baje, Eso me garantiza un precio más razonable. Entre las dos yo uso un intervalo de 600 puntos, es decir si vendo una put 9800, vendo tambien la call 10400, lo que me da un ingreso medio de 700 puntos de futuro (bien hechas las ventas, es decir un día que sube vender la call y otro que baja, la put) A priori, yo ya tengo el ingreso en mi cuenta, es decir que yo ya tengo un beneficio (un millón de pelas bien hecho). La horquilla de salida de beneficios sería, calculando que he consegido 600 puntos que no siempre se consiguen, sería por abajo 9800-600= 9200 es decir, incurro en pérdidas en el momento que el Ibex baje de 9200 puntos o bien cuando salga por arriba en 10400+600= 11000 puntos. En toda la franja intermedia estoy en beneficios, lo que realmente es impresionante (plantéate que en una fluctuación de casi 2000 puntos de Ibex estoy en beneficios es "im-prezionante").

El Riesgo y Cómo Minimizarlo

En toda esta situación, se puede producir un descalabro que te estropee unos estupendos beneficios, un día amanece con nubes y tienes una avería. Pongamos que un día el mercado empieza a caer, y tanto tú como yo, que somos humanos, tenemos miedo y queremoss cerrar esa sangrante herida y olvidarte. Bueno, pues para evitar mayores descalabros de los necesarios, situamos unos stops para vender o comprar un futuro. Yo uso un límite de 90 puntos antes de ponerme en pérdidas, es decir, sitúo un stop de venta de futuro en el nivel 9290, es como un stop loss pero que vende un futuro cuando ese nivel es alcanzado. Acto y seguido (median segundos) me llaman por teléfono, y si sigue cayendo, el beneficio del futuro cubre las pérdidas de la posición. Realmente eso es muy raro, lo mas habitual es que no obtengas todos los beneficios posibles, que cierre en el 9400 o en el 10700 y tengas que pagar parte de los puntos de las primas, o bien que a mediados del vencimiento, un dia soso de Bolsa, recompres tus opciones y te conformes con la mitad de puntos (pero esta vez seguros). Si por ejemplo vamos haciendo esto vencimiento a vencimiento, podríamos situar una tasa de riesgo baja, unos beneficios importantes, y la posibilidad de defender tu posicion con futuros. Ah, y por cierto, el futuro vendido lo recompro cuando vuelve a alcanzar el nivel de ventas. Y he puesto el ejemplo con un escape a la baja, tambien podríamos tener un escape al alza que nos situe en una situación de riesgo.

¿Y la Volatilidad?¿Y el Tiempo?
Cuando somos compradores de primas, la volatilidad (que es arbitraria) y el tiempo juegan en nuestra contra. Cuanto más se acerca el vencimiento, menos vale la prima, y a mayor volatilidad es una prima mas cara. Cuando somos vendedores de primas, el tiempo es nuestro aliado, y una volatilidad grande hace que cobremos más. Es decir, si vamos con una prima comprada, una Bolsa sosa y sin movimiento hace que el valor de la prima se deprecie. Si somos vendedores, también, pero esta vez juega a nuestro favor.

Me Da Miedo

Toma, y a mí también me daba miedo hacer trading, jugar a futuros, comprar Terra y subirme en un carro. Pero la voluntad y una táctica bien planificada hace que el miedo sea superado por la lógica. Haz números, mira vencimientos anteriores y verás que es un sistema sencillo y eficaz, que no necesita de complicados análisis (alguno sí, de tendencia general) y que está al alcance de cualquiera. Piénsatelo, mira ejemplos...

Los Warrants

Los warrants son opciones que generan entidades privadas. Si las opciones ya son ciertamente arbitrarias los warrants son totalmente arbitrarios. La volatilidad es la futura (o sea se la sacan de la manga), ofrecen unas horquillas de auténtica usura, y cada vez hay más warrants, es decir la mayoría de compradores de warrants son perdedores.

Conclusión

La mayoria de compradores de opciones son perdedores natos (un 70%). Si nos pasamos a los vendedores, estaremos jugando a nuestro favor, ya que tenemos unas enormes posibilidades de salir ganadores. No solo por la probabilidad per se del 70%, que es una probabilidad genérica, si no porque situamos nuestras ventas en zonas que son digamos "lejanas" y que tenemos tiempo de defender en caso de crisis con un futuro. De ahí mi recomendacion de operar en opciones sobre acciones que también tengan futuros. En fin, suerte y al toro (y al oso).

Te Puede Interesar