Entrevista a Óscar Cagigas

Ya avisamos que en este 20º aniversario de la web, ibamos a tener muchas sorpresas. Una de ellas sin lugar a dudas van a ser nuestros entrevistados. ¿Y quién mejor sino para abrir fuego que Óscar Cagigas? En exclusiva, para todos vosotros, aquí tenéis la conversación mantenida con el que posiblemente sea uno de los autores más influyentes en el panorama del trading en España.


X-Trader (XT): Hola Óscar, ante todo gracias por concedernos esta entrevista. Lo primero, la pregunta de rigor, ¿cómo te dio por meterte en esto del trading? ¿No era más apasionante el mundo de la telefonía móvil?

Óscar Cagigas (OC): Hola Alberto, gracias por haber pensado en mí para esta entrevista. La verdad es que las Telecomunicaciones son un mundo realmente interesante y durante un tiempo estuve 100% dedicado a ello, pero siempre me gustó el mundo de los mercados financieros y todos los días a las 15:30 h. estaba en el trabajo mirando la apertura del mercado americano. Enseguida me di cuenta de que tenía que dedicarme a lo que realmente me apasionaba.


XT: ¿Cómo definirías tu estilo de trading?

OC: Diría que está basado en conceptos simples tipo roturas, reversión a la media, etc., y que tiene un horizonte temporal entre una semana y un mes.


XT: ¿Trading automático, discrecional o ambos? ¿Por qué?

OC: En un principio lo más automático que se pueda, que siempre ayuda a operar con más regularidad y menos estrés. Pero en ciertas circunstancias, como por ejemplo con opciones, creo que la única aproximación es discrecional, ya que hay tantas variables que no podría automatizar toda la operativa. En general prefiero saber que cada vez que abro una posición hay una cierta ventaja que se ha comprobado en datos históricos.


XT: ¿En qué mercados y productos operas habitualmente?

OC: Lo que más opero son futuros de materias primas, divisas e índices. Las materias primas son mercados muy diferentes unos de otros, así que cualquier sistema que opere al menos un mercado de cada grupo (índices, divisas, metales, energías, granos, softs y carnes) ya proporciona una operativa descorrelacionada y, por tanto, muy conveniente. Recientemente he añadido acciones americanas a mi operativa, y también estoy probando algunas estrategias con opciones. La idea principal es tener una cartera diversificada que pueda hacerlo bien tanto en un año bueno para la renta variable como en un año negativo, donde tendría más peso una solución basada en generar principalmente alfa, como sería el caso de un sistema para futuros de materias primas.

Operativa con Opciones


XT: Cuéntanos un poco acerca de tu equipo y el software que utilizas tanto para el desarrollo de sistemas como para ejecutarlos.

OC: Mi equipo es muy básico ya que no hago un gran volumen de operaciones. Mis sistemas funcionan a fin de día, así que un ordenador portátil de los disponibles hoy en día es más que suficiente para hacer backtest y generar señales. Tampoco necesito varios monitores. En cuanto al software, mi programa preferido es AmiBroker, una aplicación muy potente y muy rápida con la que con unas pocas líneas de código puedo probar estrategias que con otras plataformas no es posible. Su capacidad de diseño y optimización a nivel de portfolio y la capacidad de personalizar el backtester lo hacen ideal para estrategias elaboradas que incluyan gestión de capital. 

Pantalla de Amibroker

En cuanto a la ejecución de las órdenes, en mi caso es manual, en base a las señales que hayan generado mis sistemas. En ocasiones, he tenido algún sistema de trading funcionando 100% en automático, pero la realidad es que la supervisión me ha consumido más tiempo y esfuerzo que haberlo operado manualmente. Solo lo veo interesante para sistemas que operen de forma intradiaria. Como no es mi caso pues la introducción manual de órdenes me simplifica mucho las cosas.


XT: ¿Cómo es tu día a día a la hora de enfrentarte a los mercados?

OC: Cada día a primera hora de la mañana actualizo los datos al cierre de ayer y sitúo las órdenes de entrada en el sistema de futuros de materias primas (Sistema TENAZ). También reviso las señales del sistema de acciones americanas (Sistema AUDAZ) por si en el día hubiera que hacer un ajuste en el número de acciones, pero lo habitual es que este sistema no requiera ningún cambio ya que opera muy poco y puede mantenerse simplemente con la selección que hace a primeros de cada mes. Una vez tengo actualizadas las señales de los sistemas que opero, dedico el resto de la mañana a investigar ideas que se me hayan podido ocurrir el día antes, que haya visto en artículos, en vídeos...

Sistema Pinchos en el VIX

Por la tarde suelo vigilar el mercado americano y puedo hacer alguna operación con opciones. Los martes y los sábados por la mañana publico un informe con sistemas de trading, estadísticas de la operativa, visión del mercado, ideas para estrategias, etc. Con frecuencia preparo el informe con anterioridad así que eso también forma parte del trabajo. Al final son muchas horas pero tengo libertad para elegir un horario adecuado para mí y en ocasiones puedo tomarme algún día libre una vez he actualizado los sistemas de la mañana.

 


XT: ¿Cuáles serían las estadísticas de tu sistema ideal?

OC: Para mí un sistema ideal opera poco, digamos una o dos veces a la semana, y tiene una relación muy buena entre ganancia y máximo drawdown (Recovery Factor). No quiero dar una cifra concreta, porque este ratio depende de la longitud del periodo de prueba, así que lo utilizo para comparar sistemas en las mismas condiciones, en el mismo histórico. En un principio el sistema que tenga mejor Recovery Factor es el que prefiero aunque, como es natural, hay muchos otros factores que también reviso, como la fiabilidad de las operaciones, el Profit Factor, etc.

También sucede que el Máximo Drawdown es una casualidad que sale de la secuencia única de operaciones que estamos probando. Un solo número no puede representar a toda la curva de capital, así que también vigilo el Ulcer Index, una métrica que tiene en cuenta todos los drawdowns que ha tenido el sistema y no solamente el máximo, que como digo es algo circunstancial. Siendo todo lo demás igual, prefiero el sistema con el Ulcer Index más bajo.

En realidad no busco unas estadísticas concretas, sino que después de ver que una idea funciona entonces pienso si la razón por la que el sistema parece dar buenos resultados tiene sentido, así que puedo preferir un sistema con peores estadísticas pero con una lógica más simple y comprobada, como roturas, canales de precios, etc., porque sé que en tiempo real lo van a hacer mejor. Y, por supuesto, siempre le pido al sistema que lo haga igual de bien en datos que no vio durante el diseño, tanto probando en simulación hacia delante (Walk-Forward) como en mercados distintos de los que se utilizaron para el diseño.

En resumidas cuentas, para mí el sistema ideal no es el que mejores estadísticas tenga, sino aquel que yo creo que lo puede hacer mejor en el mercado real. Lo bueno de haber diseñado muchos sistemas es que puedes probar ahora uno que diseñaste hace 5 o 10 años, y ver cómo lo hubiera hecho en el mercado real. Con el tiempo vas ganando experiencia sobre las ideas que funcionan y las que no. En esto, no hay atajos.


XT: ¿Cómo controlas el riesgo en tu trading? ¿Tienes algún protocolo para afrontar situaciones de crisis?

OC: Es una buena pregunta ya que creo que son estas cosas las que marcan la diferencia. En el caso de futuros, utilizo el modelo de Robert Carver que permite calcular el número de contratos que tienes que hacer de cada mercado para un objetivo de volatilidad. En el sistema de futuros estoy operando a un 22% de volatilidad anualizada, que proporciona una operativa muy tranquila, sin demasiados sobresaltos. En este sistema, una evolución muy mala de la operativa forzaría una reducción del objetivo de volatilidad, para bajar el riesgo y proteger la cuenta.

En cuanto a una crisis de mercado, en este sistema no debería tener un impacto muy negativo ya que está basado en roturas de precios y tiene un stop loss en el sentido contrario de la rotura. Un desplome de alguno de los mercados que opera debería resultar en fuertes ganancias. De hecho, ese fue el caso en febrero de 2020 con el Crudo, que estaba en posición corta cuando cayó hasta alcanzar precios negativos. La ganancia de esa única operación del Crudo resultó ser la mitad del total del año pasado (+55%).

Por su parte, en el sistema de acciones americanas utilizo un algoritmo de gestión de capital tipo antimartingala (reduce tamaño de las posiciones con pérdidas y lo aumenta con ganancias) para ajustar el número de títulos en función de la evolución de la operativa.

En mi opinión, el riesgo de cada producto debe aproximarse de forma diferente, pues tiene características diferentes, y de hecho así lo trata el broker, pidiendo diferentes requisitos de capital. Así, en el caso de los futuros, al estar basados en garantías, prácticamente tienes independencia del capital, y por eso busco un objetivo de volatilidad, ya que en este contexto hacer cálculos que involucren el saldo de la cuenta no tiene sentido. Sin embargo, con acciones sí que tienes una inversión “tradicional” y, por tanto, ajusto el número de títulos utilizando el saldo como una variable más.

En cualquier caso, lo que cuenta es lo que esté sucediendo en el saldo de la operativa, y no necesariamente en el mercado, así que una operativa que va mal debe reducir el riesgo o las cosas se pueden complicar mucho. Esto lo llevo a cabo con modelos simples que rebajan el riesgo a mayor velocidad de la que disminuye el capital real. Son modelos que se utilizan desde los años 50 y funcionan muy bien.


XT: ¿Cuál es tu algoritmo de gestión monetaria preferido?

OC: La mayoría de los algoritmos de gestión monetaria suben el número de contratos inmediatamente tras una racha de ganancias, así que es muy probable que la primera pérdida que pone fin a la racha de ganancias te pille con una posición muy grande y, por tanto, tengas una pérdida mayor que si no hubieras aplicado gestión de capital. Es lógico aumentar tras ganancias y reducir tras pérdidas, pero en mi opinión esto hay que hay que hacerlo tras un periodo de confirmación, y no inmediatamente. Hacer cambios frecuentes al tamaño de las posiciones no solamente puede tener un impacto negativo, sino que pone al sistema de base (el que genera las señales) en terreno desconocido a no ser que hayas probado el efecto de todos estos cambios por adelantado.

El tema de la gestión de capital es complejo y requiere mucho cuidado, porque en una operativa que termina en positivo (que es algo que no se puede saber por adelantado) la mejor gestión de capital es no tocar nada y utilizar el máximo apalancamiento. Es decir, variar el tamaño de las posiciones cambia completamente los resultados así que debe hacerse siguiendo un plan bien diseñado.

Aquí es donde para simular hay que ir un paso más allá de lo que permiten la mayoría de los paquetes de software comerciales. Mi algoritmo preferido de gestión de capital es el que aplico al sistema de acciones americanas, que tiene unos márgenes de seguridad donde el riesgo no cambia simplemente porque la operativa puntualmente vaya mejor o peor; y es precisamente cuando se sale de estos márgenes cuando actúa cambiando el tamaño de la posición. Por supuesto todo esto está comprobado en datos históricos.


XT: ¿Qué pasos sigues a la hora de diseñar una estrategia de trading? ¿Algún consejo o truco especial para mejorar los resultados de un sistema?

OC: Diseñar una estrategia de trading es un proceso muy creativo donde ninguna idea es mala hasta que se prueba y se demuestra que efectivamente no funciona. Muchas estrategias que funcionan son poco intuitivas, pero afortunadamente hoy en día disponemos de las herramientas necesarias para probarlo todo prácticamente en las mismas condiciones en las que va a ser operado.

Eso sí, nadie debería creerse que una estrategia de trading es buena porque genera una curva de capital rectilínea. Primero, porque en esa curva puede haber riesgos que aún no se han manifestado en el segmento de datos que genera la curva, y segundo porque esa curva no va a repetirse y no representa al sistema. Hay que investigar todas las curvas que no vemos, porque esas curvas son igual de probables que la que resulta del diseño. Si un sistema no tiene la mayoría de curvas de optimización en positivo, es muy probable que no funcione bien en tiempo real. Precisamente por esto recomendaría al diseñador que le quite importancia a la mejor curva de capital y se la añada a todas las demás, que no son tan buenas pero sí son igual de probables. El futuro nunca es como el pasado y eso se refleja en que los parámetros óptimos sufren una desviación con el tiempo. Sería muy ingenuo escoger los mejores parámetros para operar un sistema en real porque debido a la desviación de parámetros estamos garantizando un resultado inferior en el futuro.

Un buen consejo para elegir los parámetros es quedarse con la moda estadística de los parámetros que salen en las 100 mejores curvas de optimización. Esos parámetros son los que contribuyen con más frecuencia a los mejores resultados y tienen mucha probabilidad de seguir en la misma línea. Normalmente la solución construida con los parámetros moda nunca es la que más gana en el ordenador, pero sí la más realista de cara al futuro.


XT: ¿Qué es lo que más te gusta del trading? ¿Y lo que menos?

OC: Empecemos por lo negativo: lo que menos me gusta del trading es que al final pasas demasiadas horas pendiente del tema. Incluso si todo va bien y está automatizado, hay una cierta tendencia a sobrevigilarlo y estar pendiente más de lo necesario, al menos en mi caso.

En el lado opuesto, lo que más me gusta es la parte de investigación, es decir, el desafío que supone descifrar el puzle de los mercados, y por supuesto la independencia financiera. Solamente con un ordenador y con tu tiempo ya puedes salir adelante.


XT: ¿Qué opinas del impacto de la psicología en el trading?

OC: Creo que tiene un impacto tremendo, pero no me refiero a las emociones durante el trading sino al proceso mental que hace que tomes una decisión sobre otra. Por muy automático que sea un sistema, al final tú decides qué sistema operar y cuál no; y también decides cuándo lo detienes y cuándo aumentas el riesgo. Incluso puedes decidir no operar un sistema rentable, así que uno puede tener una falsa sensación de que todo es automático y no requiere un juicio por parte del trader pero no es así. Todo sale de las decisiones que tomamos y tenemos que ser conscientes de ello y por supuesto asumir la responsabilidad derivada de estas decisiones. Incluso no tomar una decisión es algo que uno decide y que tiene mucho impacto, sobretodo en un mercado que se desploma.

Por otra parte, siempre he insistido mucho en que la operativa tiene que encajar con tus circunstancias personales. Si no es el caso, entonces no vas a poder seguir un sistema. Una persona impaciente no podrá operar un sistema seguidor de tendencia a largo plazo que da señales cada varios meses. Cuanto antes se dé cuenta de esto mejor, más tiempo, esfuerzo y dinero ahorrará. También tenemos que darnos cuenta de que el mercado tiene un alto componente aleatorio, así que puedes hacerlo bien y tener muy malos resultados, y viceversa. La suerte es un factor muy importante sobre todo al comienzo de una operativa. Debes ser consciente de estas cosas, o lo pasarás mal y dependerás psicológicamente del resultado de tu última operación.


XT: Todo trader se ha arruinado alguna vez o ha pasado por un momento realmente difícil, en el que ha estado a punto de perder hasta la camisa. Cuéntanos cómo fue ese momento en tu caso.

OC: Más que un caso grave concreto, mis malos momentos tienen que ver con una especie de goteo en el que las cosas no salen bien durante un periodo de tiempo y no tienes idea de cuándo van a cambiar, incluso no sabes si alguna vez lo harán. He tenido sistemas que han tenido un rendimiento excepcional hasta una fecha concreta en la que, sin razón aparente, empiezan a generar pérdidas de forma consistente. Recuerdo hacer el spread Crudo/Gasóleo y tener grandes ganancias seguidas de fuertes pérdidas. También recuerdo devolver al mercado todas las ganancias de una operación individual en Gasóleo de Calefacción, un mercado muy apalancado.

Dicen los psicólogos que te sientes mejor si primero pierdes 10.000 euros y luego ganas 9.000 que al revés, aunque sea menos rentable. Puedo asegurar que es cierto. Por supuesto, no quiero decir que las cosas siempre hayan ido bien (de hecho, en alguna ocasión han ido realmente mal) sino que supongo que estaba preparado psicológicamente y por esa razón no tengo recuerdos de experiencias dolorosas o traumáticas más allá del hecho de sufrir malas rachas. Eso sí, como siempre digo lo peor es la sensación no saber si eso tiene fin.

Sin embargo, prácticamente toda mi operativa es pública (a través de las señales de mis sistemas), así que las peores experiencias han tenido más que ver con decepcionar a los demás cuando todo ha ido mal que con perder un capital que yo sabía que estaba en riesgo real de perderse.


XT: Si no me equivoco, eres el primer español que ha publicado en la prestigiosa revista Stocks & Commodities. ¿Cómo fue la experiencia?

OC: Pues no lo sé con certeza, pero tampoco tiene importancia. En España hay mucha gente brillante, más que yo, que no ha publicado simplemente porque no ha enviado un borrador a alguna revista del tipo de Stocks & Commodities. Por supuesto que publicar en otro idioma también puede ser un hándicap para algunas personas. En mi caso simplemente les envié un borrador de un artículo que pensé que podría ser interesante y no recibí respuesta. Pensé que no era lo suficientemente bueno así que les envié un segundo artículo que sí que publicaron. Luego me comentaron que el primero no lo habían recibido así que tras reenviárselo lo publicaron después. Posteriormente envié algunos artículos más que también fueron aceptados por la directora. La experiencia fue muy positiva y no descarto publicar algo más en el futuro.

NOTA: Por si tenéis curiosidad, los cinco artículos publicados en Stocks and Commodities por Óscar Cagigas son los siguientes:

  • The MEGAN Ratio (Vol. 27:01, pág. 19-22)
  • Winning Percentage Of A Trading System (Vol. 27:4, pág. 10-14)
  • Using Four Levels Of Risk Strategy (Vol. 30:8 pág. 22-30)
  • Trading The Equity Curve (Vol. 31:7 pág. 10–17)
  • Degree Of Complexity (Vol. 32:2, pág. 10-15)

Podéis encontrar una preview de todos ellos en la web de Stocks & Commodities.


XT: Hace algunos años trabajaste como gestor profesional. ¿Cómo fue la aventura? ¿Qué diferencias destacarías con respecto a la forma de gestionar a nivel particular?

OC: El trading es una profesión muy solitaria, así que es muy satisfactorio poder compartir impresiones, experiencias y conocimientos con tus compañeros de trabajo, y dedicarte de forma oficial a lo que te gusta. La gestión empresarial tiene a los mejores profesionales trabajando duro día a día con el estrés que supone tener que presentar y explicar los resultados de la gestión periódicamente. En este mundo puedes aprender un montón de estos profesionales, así como de procedimientos de control de riesgo, regulatorios, etc. Sin embargo, el sueño de muchos traders es la independencia económica, y una vez que trabajas en una gestora, no deja de ser una empresa más por lo que eso podría terminar siendo contradictorio con la visión de libertad y de independencia iniciales.

En cuanto a las diferencias, pues la principal es que un particular puede operar estrategias que una gestora no podría. Bien por el volumen de contratación o bien por los riesgos o por la regulación. Esta es la diferencia fundamental. En una gestora todo está muy regulado y encasillado y, por tanto, tienes que ceñirte a unas reglas muy concretas que están pensadas para proteger al cliente final pero que pueden complicar bastante tu operativa. Los particulares nos solemos quejar de que estamos en desventaja ante las gestoras, los creadores de mercado, etc., pero tenemos una ventaja fundamental que ellos no tienen, y es que podemos decidir cuándo operar. Toda institución dedicada a la operativa tiene que operar, y un particular puede estar periodos sin operar si no ve las condiciones apropiadas o simplemente quiere tomarse unas vacaciones. Este es un lujo que las instituciones no se pueden permitir.


XT: Aunque seguramente muchos de nuestros lectores ya lo saben, eres el fundador de Onda4. Sin embargo, me consta que eres muy activo, ¿puedes adelantarnos que otros proyectos tienes para el futuro inmediato?

OC: Sí, hace ya 19 años que fundé el portal Onda4. Al principio, solamente era un servicio basado en informes financieros de acuerdo a la teoría de las Ondas de Elliott. Pero con el tiempo ha ido evolucionando y actualmente ofrece muchos productos y servicios, casi todos basados en una aproximación cuantitativa al trading.

Siempre tengo varios proyectos en mente. Ahora mismo estoy centrado en conseguir una operativa complementaria a la existente (futuros y acciones en el lado largo) que rebaje riesgos y añada una cierta correlación negativa. Es un desafío importante ya que cuesta mucho conseguir estrategias que puedan ganar dinero en el lado corto del mercado, que es alcista a largo plazo por la forma en la que se construyen los índices, pero creo que es imprescindible dedicar esfuerzo a cubrir una cartera para que no tenga que soportar los altos niveles de drawdown que ha tenido la renta variable en el pasado. Al final todo consiste en hacer el mejor esfuerzo para que una cartera, vista como un todo, pueda hacerlo bien en cualquier tipo de mercado aunque ciertos componentes de forma individual puedan tener retornos negativos en determinados periodos.

También me planteo otros proyectos como impartir formación en AmiBroker, recopilar y ordenar la información que se ha creado en casi dos décadas de los informes de Onda4, aprender y probar estrategias usando Machine Learning, mejorar mi nivel de Python, entender bien las criptodivisas y crear estrategias para estos mercados, en fin muchas cosas…


XT: ¿Cómo te ves dentro de 10 años en tu relación con el trading y los mercados financieros?

OC: La verdad es que 10 años es mucho tiempo, pero si no ocurre nada que lo impida me veo de la misma manera, es decir, haciendo lo que me gusta, diseñando estrategias, operando en los mercados, etc.


XT: ¿Cuáles son tus películas y libros de trading favoritos?

OC: La primera que vi fue Entre Pillos Anda el Juego (Trading Places en inglés, con Eddie Murphy y Dan Aykroyd) y no solamente me gustó mucho, sino que además aumentó mi curiosidad sobre las materias primas, ya que en la película operaban el mercado de los futuros del zumo de naranja. También me gustó Wall Street aunque la visión que da del trading no tiene nada que ver con el trader retail que simplemente intenta sacar un extra de los mercados. Otras de mis favoritas son El Lobo de Wall Street y Rogue Trader, con Ewan McGregor haciendo el papel de Nick Leeson, el trader que quebró el banco Barings operando opciones del Nikkei. Y por supuesto La Gran Apuesta (The Big Short), que es una joya de película porque explica muy bien la crisis de las hipotecas subprime, y cómo algunas personas con una visión muy avanzada consiguieron ponerse bajistas en el mercado hipotecario, tras mucho esfuerzo. También es una película muy motivadora.

En cuanto a libros, la verdad es que son muchos los que he leído, la mayoría muy técnicos. Son tantos que casi prefiero hablar de autores. Los libros de Larry Williams están muy bien. También los de Perry Kaufman, Howard Bandy, Tushar Chande... Y los de Robert Carver, por supuesto. Y si quieres algo más parecido a una novela pues entonces Market Wizards de Jack Schwager, Reminiscences of a Stock Operator de Edwin Lefevre, Pit Bull de Marty Schwartz, o When Genius Failed de Roger Lowenstein son una buena opción.


XT: Danos una recomendación especial para los lectores de X-Trader.net.

OC: En el caso de alguien que esté buscando diseñar un sistema de trading le diría: No busques un sistema de trading con una ganancia espectacular. Busca uno que esté basado en una premisa lógica, que tenga pocos parámetros y que funcione con todas o casi todas las combinaciones de esos parámetros. Y que puedas saber cuándo va a generar una entrada incluso si no estás delante de tu ordenador, usando cualquier web de finanzas. Busca uno simple cuyas reglas se puedan escribir en un post-it y que puedas explicar a alguien que no sabe de trading. Opéralo sin desviarte, seguro que va bien ;).


XT: Tus pensamientos finales sobre el trading y la despedida de rigor.

OC: El trading es una profesión muy distinta a las demás. Los esfuerzos no se traducen en resultados de una forma directa como pasa normalmente en el resto de profesiones. El alto componente aleatorio de los precios produce resultados muy dispares, así que hay que estar preparado para mantenerse en el camino correcto incluso si los resultados en ese momento son desfavorables. Para saber si estás en el camino correcto, tienes que haber hecho los deberes antes y haberlo probado todo. Afortunadamente hoy en día tenemos acceso a las herramientas que lo permiten. Al final todo consiste en mantenerse en el camino correcto y esperar que lleguen los resultados.

Muchas gracias por la oportunidad de hablar sobre lo que me apasiona ;). Espero que mi experiencia pueda ser útil a otros.

XT: Muchas gracias a ti Óscar por responder a esta entrevista.

 


Artículos Relacionados