El Trader Estadístico

El trader estadístico trata de buscar una determinada ventaja frente al mercado, lo que en el argot financiero se suele denominar el edge; para ello el trader estadístico utiliza series históricas explotándolas en busca de patrones que le permitan obtener rendimientos positivos.

El edge del trader estadístico es similar al que tiene un casino o una compañía de seguros. El dueño de un casino no sabe si un determinado giro de ruleta será ganador o perdedor, pero sabe que después de 1000 tiradas obtendrá un beneficio a su favor. Si el jugador apuesta a un determinado número tiene una probabilidad de 1/38 de ganar en una tirada cualquiera, recibiendo 36 veces la cantidad apostada en el caso de acertar. Por tanto, si realizamos 3800 tiradas y el jugador apostara 1 € en cada tirada, podría ganar teóricamente 3800 x 1/38 x 36 = 3600 €. Pero si no acierta, perderá 3800 x 37/38 x 1 = 3700 €, es decir, 100 € más de lo que ganaría. Así, la banca del casino tiene una ventaja de 100 € por cada 3800 tiradas.

Las compañías de seguros funcionan de una forma similar. Aunque no saben si una determinada persona morirá este año, tienen una idea bastante precisa de cuánta gente morirá en el año dentro de una muestra de un millón de polizas con un determinado pérfil. Supongamos que la tasa de fallecimientos esperada dentro del grupo de varones de 55 años, fumadores pero con buena salud, es del 4%; por tanto, si hay contratadas un millón de polizas por personas con ese perfil, la compañía de seguros espera que mueran 40.000 personas ese año. Si cada vez que fallece una persona, la compañía paga 10.000 € entonces espera tener que desembolsar 400 millones de euros. Gracias a esto ya sabemos que la prima que la compañía cobrará a sus asegurados es superior a 400 €. Si, por ejemplo, cobra 500 € a cada uno, el resultado que obtiene es que le quedan 100 millones de euros brutos. Definitivamente también tienen un edge en términos estadísticos.

Veamos ahora como aplicar todo esto al trading: la idea básica es que las ganancias potenciales de una operación sean siempre superiores a las pérdidas potenciales; ya saben, el clásico aforismo "cut losses short and let profits run". Por ejemplo, supongamos el caso de una operación en la que podemos perder 100 € si nos equivocamos y 300 € si acertamos; en ese caso, bastará que acertemos tan sólo el 25% de las veces para no perder ya que de cada cuatro operaciones perderemos 100 € tres veces y ganaremos 300 € en una. Lógicamente no hemos contado con las comisiones, pero hey, quién no es capaz de acertar una de cuatro? ;-)

Bien, si esto es tan fácil, por qué no somos todos ricos ya? Sencillo: si usamos un stop de pérdidas muy ceñido y un objetivo de beneficios demasiado alejado, nos equivocaremos mucho ya que será mucho más probable que salte el stop. Claro, la solución más evidente es darle la vuelta al asunto: tratar de ganar pequeñas cantidades muchas veces y perder mucho en contadas ocasiones, usando para ello stops amplios y objetivos de beneficio cercanos al precio. Pero ahora una sola pérdida nos barrerá las ganancias de muchas operaciones, haciéndonos perder todo lo ganado con nuestro duro esfuerzo. Y ojo porque en todo este esquema no hemos contado con las comisiones. Por tanto da igual lo que hagamos, al final siempre terminaremos perdiendo. Y es que no hay un edge intrínseco en ningún esquema de trading, incluyendo nuestro clásico aforismo. Herejía, dirán algunos al terminar de leer esta frase.

Y es que obtener un edge estadístico auténtico implica identificar situaciones en las que el precio tiende a moverse de tal forma que podemos establecer operaciones con esperanza matemática positiva. Por ejemplo, supongamos que cada vez que el futuro sobre el DAX supera al alza su media móvil de 20 días, el precio sube más de lo que baja. Analizando este patrón con datos históricos determinamos que existe un 40% de probabilidad de que el precio suba 25 puntos y un 60% de que retroceda 10. El resultado de este patrón es un esquema con esperanza matemática positiva ya que si hacemos cálculos tenemos que:

(40% x 25) - (60% x 10 pips) = 10 - 6 = 4 puntos x 25 € = 100 €


Por tanto, en media podemos esperar 4 puntos por operación siguiendo esta estrategia, incluso aunque perdamos dinero durante más de la mitad del tiempo. Claro que primero hay que dar con el patrón. Y a este problema se reduce el trading; olvídense de fórmulas mágicas, sistemas milagrosos o del oscilador de moda. Y si en un curso sobre trading no le cuentan esta historia probablemente le estén engañando.



Un saludo,
X-Trader



Si te ha gustado este articulo, ¡compártelo en redes!